el diario de Carlos Pellegrini

EL PUEBLO UNIDO Y CONMOVIDO MARCHÓ PIDIENDO JUSTICIA POR FLORENCIA

Sin dudas fue la más grande concentración de reclamo social que se recuerde en Carlos Pellegrini. La desgarradora realidad por el femicidio de Florencia Gómez, unió a cientos de personas que marcharon por un recorrido de lugares muy simbólicos de su paso por la vida. La familia estuvo presente, con el dolor en el alma pero de pie, para que la lucha no sea en vano, para que se haga justicia.
La movilización en número de personas por si misma impactaba, porque el pueblo de Carlos Pellegrini se unió en el dolor de lo que significa el brutal hecho por el cual le arrebataron injustamente la vida a una mujer, hija, madre, hermana, amiga…
Es que a Florencia todos los pellegrinenses la conocieron desde siempre, la vieron brillar con sus bailes sobre el escenario y puestas artísticas. Fue justamente una de ellas, la recreación de Juana Azurduy, la última que hizo en el pueblo, el pasado Día de la Mujer.
Por eso, la concentración se dio en la esquina del semáforo sobre el parque, y desde allí partió la enorme columna hacia el lugar donde Florencia hizo de Juana, para luego seguir para su escuela de arte, Kumelén Asociación Civil.
En el primer lugar, al llegar la familia y dirigir sus palabras a todos quienes estaban presentes, generó un momento muy intenso, las lágrimas abundaron, el nudo en la garganta al escuchar cada palabra de su mamá Malisa, de sus hermanos Diego, Lisandro y Gabriela, de su sobrina Paloma, de su ex compañero y papá de sus hijas, Lisandro.
Ese momento conmovedor lo mostramos en video a través de nuestras redes del Portal.
Más personas se unieron con palabras, contando sobre Flor y sobre los sentimientos que se disparan. Había muchísimas personas de pueblos y ciudades de alrededores, la mayoría de ellas, integrantes de organizaciones feministas de la zona que llegaron con sus carteles y todo su apoyo.
Ya frente a Kumelén, David Andruetto con un llanto incontenible habló de la violencia machista, del momento de quiebre que significa que Florencia ya no esté físicamente, y de esta terrible forma.
Seguramente otro de los momentos más conmovedores fue cuando pidió que bailen una chacarera doble en honor a Flor. De pie, partidos por el dolor de la pérdida, los familiares también danzaron.
La movilización siguió unas cuadras para pasar por la casa de la familia, y finalizó en el campito de la esquina de Avellaneda y Garibaldi, donde entre música, palabras sentidas y el mismo respeto que se tuvo durante todos los pasos, permaneció como testigo de lo que será el comienzo de una lucha porque se haga justicia por Florencia, por un cambio en la sociedad que ya no tolera más la violencia contra las mujeres.
Por ella, por la necesaria justicia para encontrar al responsable del femicidio, por la visualización de la violencia intolerable contra las mujeres, por la solidaridad con la familia… por todo eso, Pellegrini se unió y reclamó como nunca antes.

 

 

 

Don`t copy text!